Aire Acondicionado Total

Aire Acondicionado Total

Todo sobre tu Aire Acondicionado

12 Consejos para Ahorro de Energía con tu Aire Acondicionado

La temporada de verano significa aire acondicionado de larga duración, y por ende, un mayor consumo de energía. El invierno, por otro lado, significa mayores costos de calefacción. Aquí hay algunos Consejos para Ahorro de Energía con tu Aire Acondicionado, para recortar tus facturas de energía y ayudar a inculcar algunos hábitos de ahorro de energía.

Ahorrar energía no solo es esencial para reducir tus costos, sino que también es importante para disminuir tu huella ecológica. Si bien los electrodomésticos y dispositivos son un factor importante en nuestro consumo de energía, el uso de dispositivos inteligentes como los aires acondicionados con Wifi, pueden marcar una gran diferencia en tus facturas.

12 Consejos para Ahorro de Energía con el Aire Acondicionado
12 Consejos para Ahorro de Energía con el Aire Acondicionado

Consejos de Ahorro de Energía con tu Aire Acondicionado

Vayamos directo al grano. Veamos algunas recomendaciones que puedes poner en práctica con tu equipo climatizador.

1. Mantén la temperatura óptima

Siempre puedes mantener una temperatura constante utilizando un termostato inteligente o un controlador como te lo mencionamos en el consejo anterior. Si todavía estás configurando manualmente los cambios de temperatura, intenta mantener su temperatura constante en lugar de aumentar el enfriamiento durante el verano o el calor durante el invierno.

Cuanta más alta sea la configuración de tu equipo, más duro tendrá que trabajar la unidad y más energía consumirá. Es preferible una temperatura de confort estable, que enfriar al máximo y después querer controlar de forma manual.

Intenta colocar los ambientes entre 19ºC y 22ºC como temperatura referencial de confort.

2. Elige la mejor ubicación para tu aire acondicionado

La ubicación de tu aire acondicionado es importante y debe tenerse en cuenta durante la instalación del sistema. Si la unidad exterior de tu acondicionador de aire está ubicada en un lugar donde está directamente en contacto con el sol, entonces la eficiencia de tu sistema se reduce.

Esto significa que tu aire acondicionado tendría que trabajar más duro, absorbiendo más energía para proporcionar el enfriamiento que necesitas.

El condensador de un acondicionador de aire debe ubicarse bajo una sombra y debe tener suficiente espacio para eliminar el calor. Elegir la ubicación sabiamente aumentará la eficiencia de tu sistema junto con tus ahorros.

3. Dale descansos temporales a tu aire acondicionado y usa ventiladores

Los ventiladores son una consideración primordial cuando se buscan consejos para ahorrar energía en verano. Si bien los ventiladores no pueden reducir la temperatura del aire circundante, ciertamente pueden hacer que te sientas más fresco.

La mejor parte de los ventiladores, ya sean de techo o portátiles, es que consumen mucha menos energía que los aires acondicionados. Siempre que puedas, intenta usar ventiladores en lugar de un aire acondicionado durante el verano para refrescarte.

También puedes intentar lo siguiente, cuando hace un calor insoportable y los aires acondicionados son imprescindibles, mantén el aire acondicionado o el termostato en posición baja y utiliza ventiladores para distribuir el aire de manera uniforme y eficaz.

Esto reduce en gran medida la carga de tu aire acondicionado. Puedes aumentar la temperatura de tu termostato en unos 4 grados cuando se usa con un ventilador. Esto, te da un gran ahorro de energía.

4. Verifica el mantenimiento de tu unidad HVAC

Afina tu aire acondicionado con regularidad para mantenerlo en las mejores condiciones. Los ajustes regulares mantienen tu unidad HVAC funcionando sin problemas y de manera eficiente, lo que te ayuda a ahorrar dinero en las facturas de aire acondicionado.

El ajuste y el mantenimiento no solo aumentan la eficiencia de tu unidad, sino que también ayuda a aumentar la vida útil del sistema. También puedes monitorear el estado del filtro de tu equipo utilizando aire acondicionado inteligente.

Un beneficio adicional de los ajustes es que te ahorran la molestia de costosas reparaciones. Debes estar atento a las señales de advertencia y si observas alguna señal, programa inmediatamente un mantenimiento para evitar problemas mayores.

El rendimiento de tu unidad HVAC depende en gran medida de su mantenimiento, lo que lo convierte en un consejo vital para ahorrar energía.

5. Utiliza equipos de aire acondicionado con tecnología inverter

La tecnología inverter destaca en este aspecto. Se puede ahorrar hasta un 40% de energía eléctrica, solo con estos equipos. Un aire acondicionado inverter tiene un sistema de trabajo en el cual, solo se activa lo necesario para mantener la temperatura exigida por el termostato.

Esto significa, que no tendrá picos de arranque, haciendo que el consumo sea más estable y provechoso. Además, este sistema hace que aumente la vida útil de sus componentes.

Cambiar a estos equipos inverter puede ser costoso, pero puede ayudar drásticamente a reducir tus costos a largo plazo. Verifica la etiqueta EER, y selecciona el mejor nivel, ya que han sido probados y confirmados para ser altamente eficientes y proporcionan ahorros definitivos.

Ve nuestras recomendaciones para: Instalar un Aire Acondicionado 😎

6. Utiliza equipos de aire acondicionado inteligentes

La automatización y la domótica se han apoderado rápidamente del mundo y los hogares automatizados se están convirtiendo en una necesidad. No solo brindan comodidad y conveniencia, sino también un gran ahorro de energía.

Puedes reducir en gran medida tus facturas de calefacción y aire acondicionado utilizando un termostato inteligente o un controlador inteligente si posees un equipo convencional.

Usando funciones como el Geofencing, la programación semanal o modos inteligentes, tu aire acondicionado con wifi funcionaría a temperaturas mínimas pero proporcionaría la máxima eficiencia. Por lo tanto, verás un sustancial ahorro energético.

Dado que puedes controlar tu unidad desde cualquier lugar, en cualquier momento o establecer horarios, tendrás la temperatura perfecta siempre con un desperdicio mínimo.

7. Sella tus ventanas y puertas

Si hay huecos o hendiduras en las ventanas y puertas, perderás el aire frío en verano y viceversa durante el invierno. El aire exterior encontraría un camino hacia adentro, haciendo que tu sistema de aire acondicionado funcione con más dificultad para alcanzar la temperatura deseada.

Encontrar una fuga de aire es una de las formas más fáciles de hacerte cargo de tus facturas y potencialmente reducir los costos de energía. Agregar aislamiento y sellar las fugas, espacios y grietas puede ayudarte a ahorrar hasta un 10% en las facturas de servicios públicos.

8. Instala ventanas de bajo consumo

En las regiones más cálidas, la ganancia de calor a través de las ventanas puede ser un problema, mientras que en las áreas más frías la pérdida de calor a través de las ventanas puede ser una fuente importante de desperdicio de energía.

Reemplazar ventanas de un solo panel con paneles dobles en regiones más frías puede ayudar a preservar el calor y ahorrar hasta un 25% en tus facturas de energía.

Las ventanas “Low-e”, reflejan ciertas secciones de la luz solar para mantener tu casa más fresca en verano y absorben ciertas secciones durante el invierno para mantenerla más cálida.

Actualiza tus ventanas para aumentar el ahorro de energía. Las mejoras en las ventanas, como cortinas, películas, persianas, etc., también pueden ayudarte a mantener la temperatura de tu hogar, ahorrando así la energía utilizada por los aparatos de climatización.

9. Utiliza el aire natural

Si tus cortinas están cerradas mientras hace sol y hace frío durante el invierno, te estás perdiendo mucho el calor natural provocado por el sol. Lo mismo ocurre si tus ventanas están cerradas durante el verano cuando hace suficiente fresco afuera.

Toma nota de las condiciones climáticas y ajusta tus ventanas y cortinas para permitir que la naturaleza intervenga y se haga cargo de tu calefacción o aire acondicionado.

También puedes apagar las luces cuando hace buen tiempo y hace sol. Utilizar las bondades de la naturaleza es gratis, lo que te ayuda a ahorrar energía y no hay nada como un poco de sol fresco para alegrar tu hogar.

Ve nuestras recomendaciones para: Instalar un Aire Acondicionado 😎

10. Cocina al aire libre cuando hace calor

Aquí hay un divertido consejo para ahorrar energía para el verano. Cocinar, especialmente si te gusta hacer platos complicados, puede liberar mucho calor y, en consecuencia, ejercer presión sobre el enfriamiento de tu hogar.

Puedes hacer una barbacoa o asado en tu jardín, unas hamburguesas a la parrilla o cualquier plato que consideres que el aire libre te pueda favorecer para ahorrar energía.

Al cocinar fuera, evitas que esa cantidad de calor generada, afecte el funcionamiento del aire acondicionado de la casa. Un ahorro de energía divertido que a los chicos les encantará.

11. Si cocinas en el interior de tu hogar, usa la campana

Al trabajar en la cocina, muchas veces se olvida encender el extractor de la campana. Este extractor se encarga de sacar todo ese calor de tu hogar. Si no lo enciendes, es el aire acondicionado el que quedará obligado a realizar ese trabajo.

Para cocinar en interiores, utiliza el extractor o el ventilador de la campana para aspirar el aire caliente liberado de tu cocina. No debes olvidarlo.

12. Ajusta tu comportamiento y tus hábitos

Tú controlas tu hogar y tus electrodomésticos, por lo que es recomendable comprar equipos que ahorren energía, cambiar tus hábitos puede ayudar a ahorrar aún más.

Por ejemplo, asegúrate siempre de que no se esté ejecutando nada innecesariamente. Debes eliminar cualquier fuente de calor innecesaria, por más pequeña que sea.

También puedes disminuir ligeramente tu dependencia de la tecnología. Por ejemplo, puede que no sea necesario usar el aire acondicionado en un día porque realmente no hace tanto calor. Abre las ventanas y deje que te pegue la brisa en la cara.

😥¿Tu Aire Acondicionado no enfría? Revisa este 👉 link

Para Cerrar

Ahorrar dinero es la máxima prioridad de cada propietario y el uso de energía es un gasto importante. Además, el uso de energía también es perjudicial para el medio ambiente. Te deseamos todo lo mejor en tus esfuerzos por ahorrar energía.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.